Género Pterophyllum. La Enciclopedia completa. TOMO I.


 

06 - Biología de los peces. Género Pterophyllum

El sistema sensorial
Entre los componentes sensoriales de nuestros peces y Escalares, encontramos órganos cuyas funciones están presentes en otros grupos de la vida animal. En la mayoría de ocasiones su forma de funcionamiento o adaptación ha sido modificada al medio, o incluso la naturaleza le ha dotado de peculiaridades que les hacen obtener el máximo rendimiento.

Entre estos órganos sensoriales encontraremos:

- La vista.
- El olfato.
- El gusto.
- La línea lateral.
- El oído.

La vista
Excepto para los peces de comportamiento nocturno, la vista es un sentido muy importante. Los ojos de gran movilidad están situados lateralmente para permitir un ángulo de visión muy amplio, situado entorno a los 300º.


Proyección y campos de visión en los escalares (pipe_1438 Platenatuario)

Una buena parte de los peces y entre ellos nuestro género Pterophyllum, tienen ubicados los ojos de forma lateral, por lo que no poseen una visión tridimensional en una buena parte del campo de visión, sin embargo ello les favorece para obtener una visión posterior, aumentándola incluso cuando arquean su cuerpo, esto les permite mejorar su escape ante ataques de posibles depredadores.
Sólo en la parte frontal hay un ángulo de visión en el que los dos ojos confluyen en los objetos, obteniendo por tanto una visión estereoscópica.
En el dibujo podemos comprobar los ángulos de visión lateral y frontal, (monocular y binocular).

Los ojos carecen de parpados y se encuentran situados a cada lado de la línea media del Escalar, estos están ubicados en las órbitas oculares del cráneo.


Vista superior (Atreyu Planetacuario)


Vista frontal de los ojos (1) - Vista frontal de los ojos (2) (Atreyu, Manu_KP Planetacuario)

En relación a la constitución del ojo este está compuesto de diferentes partes.

Constitución y partes del ojo (Atreyu Planetacuario)

La Esclerótica está formada por la fibras más externas y que mantienen y dan la forma al ojo y lo refuerzan, la Cornea es la parte externa del ojo y posee un índice de refracción similar al del agua, la cornea a su vez la forman una capa conjuntiva epidérmica y otra capa endotelial, cuando seguimos adentrando en la formación del ojo encontraremos seguidamente el Cristalino de forma esférica sobresaliendo sobre el Iris.
En una de las fotos presentadas la luz de la exposición realizada a uno de los Escalares nos muestra claramente la forma esférica del cristalino, en la gran mayoría de nuestros Pterophyllum, el cristalino se presenta sin coloraciones siendo negros, sin embargo hay una variedad que presenta el cristalino de color rojo y pertenecen a la variedad albina.


Ojo de un Escalar Albino (Atreyu Planetacuario)

El enfoque de la visión lo realiza el cristalino y para ello usarán los músculos retractores, la estructura del iris está formada por segmentos modificados de la coroides y de la Retina, sobre el iris actúan los músculos dilatadores, encargados de regular la entrada de luz.
El funcionamiento del iris entre el ojo humano y el del pez, presenta diferencias en su funcionamiento, mientras que en el ojo humano el iris permite a través de la dilatación una mayor o menor entrada de luz, en los peces al permanecer con una apertura fija necesitan realizar esa adaptación a la luz a través de las células ubicadas en la retina (fotorreceptores).

Al recubrimiento interno del globo ocular se le llama Coroides es un tejido blando con vasos sanguíneos que también irrigan a la retina.

En la retina de nuestros peces encontraremos células bastón y también células cónicas, los bastoncillos se usarán para ambientes poco iluminados, usando las cónicas en los muy iluminados
Los cambios entre las capas de las células bastón y cónicas no sucede de forma rápida, si no que lo hará en un espacio de tiempo que puede llegar a algunas horas.


Constitución externa del ojo (1) - Constitución externa del ojo (2) (pipe_1438 Planetacuario)

Otra diferencia que se presenta entre el ojo humano y el de un pez, es el referente al enfoque de los objetos, mientras que en el ojo humano este enfoque se realiza a través de la variación del ancho del cristalino, nuestros peces al tener un cristalino fijo, lo realizarán desplazando el mismo con respecto a la retina, interviniendo para ello el músculo del ojo (retractor).

Los líquidos que dan juego al ojo son el Humor Vítreo entre el coroides y el iris y el Humor Acuoso entre el iris y la cornea.


Detalle del globo ocular (DeNiro Planetacuario)

Hoy en día se considera en el mundo de la Ictiología, que la vista de la mayoría de los peces está bien adaptada a la percepción del movimiento, y que sin embargo presentan deficiencias en cuanto a la transmisión de las formas de los objetos.


Detalle ojo (1) (Manu_KP Planetacuario) - Detalle ojo (2) (Atreyu Planetacuario)

Entre los peces que presentan mayor agudeza visual se encuentran aquellos que viven más cerca de la superficie. Peces cuyo margen de nado apenas alcanzan unos metros de profundidad y entre los que se encuentra nuestro Pterophyllum.

Los Teleosteos (peces óseos), tienen una visión de los colores bastante buena, si bien la densidad de las células de la retina formada por conos y bastoncillos es inferior a la de los seres humanos, con lo que se puede llegar a conjeturar que su visión es inferior a la nuestra.


Detalle ojo (3)  - Detalle ojo (4) (Manu_KP Planetacuario)

Como comentábamos los peces que viven más cercanos a la superficie presentan a su vez una visión más aguda y distinguen mejor los colores, el Pterophyllum no lo es menos y así nos han podido sorprender con una prueba que les realizamos con su respuesta a los colores.

La prueba a la que se sometió a los juveniles (Escalares), surgió tras percatarnos que estos acudían a la superficie al coger el bote con el que se les suministraba el alimento, en ese momento nos surgían las dudas, ¿identificaban el bote, el gesto, el color, los movimientos al acercarnos?...

Se optó por realizar una prueba aseptica, en la que se procedió a forrar el bote con distintos colores de cartulinas, colocados de espaldas al acuario y simplemente desplazando lateralmente la mano se les iría enseñando el bote de comida, hasta llegar al bote del que siempre se le había estado alimentando, en este caso de una casa comercial donde el color amarillo es el predominante, junto con algunos trazos y dibujos rojos

https://youtu.be/amgBNYSypgs

Vídeo de identificación de los colores (Atreyu Planetacuari)

Evidentemente la prueba terminaría arrojando algo más que una simple identificación al color, pues nos da muestras de una asociación primaria entre dos elementos. Nos surgen otras preguntas, ¿tendrán asociaciones más complejas?, a una identificación de dos colores evidentemente daría como respuesta que el cerebro de nuestros Escalares y de nuestros peces es algo más complejo de lo que nos parece a simple vista, (y nunca mejor empleada la frase).